Traducción a vista

(c) Pontus EdenbergLa traducción a vista podría definirse como la lectura de un texto en el idioma origen por parte del intérprete, y su traslado simultáneo a la lengua meta, de manera que su audiencia pueda comprender el contenido del documento.

Pese a no tratarse de una técnica muy utilizada ni documentada en los manuales disponibles sobre interpretación, hoy en día es frecuente su empleo en ámbitos como los tribunales, en casos como la lectura de la declaración realizada por un testigo o la de una sentencia judicial.

La traducción a vista suele considerarse el paso previo a la práctica de la interpretación simultánea. En el menú de ejercicios previos os proponemos diversos ejercicios para comenzar a practicar estas técnicas, como es el caso del clozing o la reformulación.