Interpretación de enlace

(c) graceyLa interpretación de enlace es aquella que se realiza para facilitar el entendimiento entre dos partes que hablen distintos idiomas, pudiendo ser estas partes dos personas, una persona y un pequeño grupo o dos pequeños grupos. El intérprete, por tanto, debe tener un amplio dominio de ambas lenguas de trabajo. Si bien algunos autores la consideran una suerte de interpretación consecutiva, existen características diferenciales entre ambas. Los dos aspectos más destacables de la interpretación de enlace a este respecto son que no suele requerir toma de notas y que se desarrolla de modo bidireccional.

Cabe destacar la diversidad de opiniones existentes con respecto a la denominación de esta técnica: interpretación bilateral, interpretación de enlace, liaison interpreting son solo algunos de los nombres que le han dado ciertos autores. En esta plataforma hemos decidido no utilizar “interpretación bilateral”, a pesar de que es una denominación extendida, porque esta técnica no tiene lugar exclusivamente entre dos partes o interlocutores, como se mencionaba anteriormente. Asimismo, se han descartado otras opciones como dialogue interpreting o liason interpreting por preferir una denominación en castellano que expresase esta misma noción de mediación y vínculo comunicativo entre varias partes: interpretación de enlace.

En función de la modalidad en que tenga lugar la interpretación de enlace, el intérprete suele poder disponer de material documental que se corresponde con el ámbito en que vaya a trabajar, pues se trata en su gran mayoría de situaciones más o menos delimitadas. Así, en las secciones del menú que corresponden a cada una de las modalidades que tratamos en esta plataforma, podéis encontrar material de apoyo para el intérprete en los apartados titulados Documentos.

(c) US Army Africa

Cabe destacar que el intérprete de enlace desempeña un papel muy relevante en el proceso comunicativo, puesto que se encuentra presente en el mismo espacio que los interlocutores, carece de equipamiento técnico y debe reflejar durante su intervención rasgos no verbales como la gestualidad. Además, es de vital importancia que el intérprete sea consciente de las relaciones que se establecen entre los interlocutores, pues en gran parte de las situaciones existe una relación de desigualdad o poder entre ambos, así como de las particularidades culturales. El intérprete de enlace ha de tener siempre presentes las implicaciones de su trabajo y, de nuevo en función de la modalidad, actuar según el código deontológico y la ética profesional.